Las cervezas belgas La Chouffe.

Las cervezas belgas La Chouffe reconocidas a nivel internacional, son cervezas especiales de alta calidad, elaboradas por la Cervecería Achouffe desde1982; año en el que comenzaron a elaborarse de la mano de dos cuñados, Pierre Gobron y Christian Bauweraerts, que decidieron crear su propia cervecería artesanal a mediados de los setenta, en la región belga de Ardenas,

Achouffe elabora diversos tipos de cerveza: Una IPA, otra de Navidad, Bruin, Bock, Brandy, y una variedad Magnum de 1.5 litros entre otras.

A lo largo de los años, las cervezas elaboradas por la cervecera alcanzaron una gran demanda en la región. Pierre y Chris decidieron ampliar su mercado a la vecina Holanda y en la actualidad, las cervezas Achouffe se distribuyen en más de 40 países.

En el verano de 2006, los fundadores de la cervecera, pasaron el testigo de su empresa a Duvel-Moortgat, que desde entonces invierte en Achouffe desarrollando todo su potencial cervecero, extendiéndolo por todo el mundo.   

Las cervezas belgas La Chouffe, son muy fáciles de reconocer por su etiqueta, pues en ella aparecen personajes de los mitos y leyendas de la zona de las Ardenas belgas como son los elfos y duendes.

La cerveza La Chouffe Blonde Ale

La Chouffe Blonde Ale se elabora de forma artesanal sin pasteurizar. Durante su proceso, pasa por una doble fermentación que le da su característico sabor. La primera tiene lugar en barril, para posteriormente pasar a una segunda fermentación ya en la botella.

El resultado es una cerveza compleja y muy bien equilibrada, que marida extraordinariamente bien con pescados, mejillones, carne de cerdo, pollo, y quesos cremosos e intensos.   

La cata de la Chouffe Blonde Ale

Cuando se realiza una cata de la cerveza La Chouffe Blonde Ale, en primer lugar observaremos que tiene un bonito color dorado, con ligeros reflejos ambarinos y cierto grado de turbidez. Su espuma es persistente y de color blanco.

En nariz, desprende un gran aroma, destacando las notas frutales propias del lúpulo, las cítricas que le aporta el cilantro y el dry-hopping, (técnica el la que una vez acabada la fermentación, se añade el lúpulo seleccionado y se deja enfriar unos días a 15º de temperatura, lo que consigue que la cerveza sea más intensa en su aroma y sabor).

En el paso por boca, se notan ligeros toques de miel y caramelo debido al cereal y azúcar candi utilizados en su elaboración, que la hace muy agradable al paladar y potente, (no olvidemos que esta cerveza tiene un 8% de graduación alcohólica).

En el retrogusto, nos quedará de forma perceptible por el lúpulo utilizado, un nivel de amargor levemente superior al acostumbrado en el resto de las cervezas blondes belgas.

En Central Beers, la cerveza La Chouffe Blonde Ale es una de las más populares y demandadas por nuestros clientes. Cuando nos visites, tienes la oportunidad de disfrutarla con platos de nuestra cocina, especialmente pensados para realizar el maridaje perfecto con ella. ¡Te esperamos!

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies